clima

-

lunes, 13 de agosto de 2018

Erdogan advierte a EE.UU. que saldría a buscar otros aliados


El presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, se lanzó ayer al control de daños tras la brusca caída de la moneda del día anterior, y advirtió que si Donald Trump -que contribuyó al descalabro de la lira- no revierte su actitud contra Turquía saldrá a buscar nuevos aliados.

"Si Estados Unidos no invierte la tendencia al unilateralismo y la falta de respeto, tendremos que empezar a buscar nuevos amigos y aliados", escribió Erdogan en una dura columna publicada en el diario The New York Times.

"Las acciones unilaterales de Estados Unidos contra Turquía solo servirán para socavar los intereses y la seguridad de los norteamericanos", agregó. Y dijo que Washington "debe abandonar la idea de que nuestras relaciones son asimétricas, y aceptar el hecho de que Turquía tiene alternativas".

"En las últimas seis décadas, Turquía y Estados Unidos han sido socios estratégicos y aliados en la OTAN", subrayó el presidente. "Turquía se lanzó al rescate de Estados Unidos cada vez que era necesario", añadió. Erdogan recordó, entre otras cosas, el compromiso de su país en la Guerra de Corea en la década del 50, la historia de los misiles Júpiter como eje de las conversaciones entre John F. Kennedy y Nikita Kruschev en los 60, y la intervención en Afganistán después del ataque del 11 de septiembre de 2001 contra las Torres Gemelas.

"Sin embargo, Estados Unidos no comienza a respetar la soberanía e Turquía y demuestra que entiende los peligros que enfrenta nuestro país, nuestra asociación podría estar en riesgo", insistió en su columna.

La lira turca perdió cerca del 40% de su valor solo este año, debido a problemas estrictamente económicos, a la desconfianza de los inversores en la capacidad del gobierno de Erdogan en solucionarlos y, según coinciden los analistas, al deterioro de las relaciones diplomáticas con Estados Unidos.

Trump avivó la crisis de la moneda de manera consciente y ordenó anteayer duplicar los aranceles contra las importaciones de acero y aluminio turcos, factor decisivo para que la lira sufriera la caída récord para un solo día del 14%.

Los dos gobiernos están enfrentados por una amplia serie de temas, desde los intereses divergentes sobre la guerra en Siria, la intención de Turquía de comprarle sistemas de defensa a Rusia, y el caso del pastor evangélico Andrew Bunson, sometido a juicio en Turquía bajo acusaciones de terrorismo, y de quien Washington exige su liberación.
Vínculos

Para Trump la detención del religioso norteamericano en suelo turco es "una desgracia". Pero la Justicia turca tiene otra opinión. Le adjudica vínculos con el clérigo local Fethullah Güllen, ahora exiliado en Pensilvania, Estados Unidos, y a quien acusa de estar detrás del fallido golpe de Estado que perpetró una facción del ejército en julio de 2016.

"Nos amenazan", insistió Erdogan ayer en un discurso ante seguidores de su partido AK en la ciudad costera de Rize. "Es malo atreverse a poner a Turquía de rodillas con amenazas relativas a un pastor", dijo por el caso de Brunson. "¡Qué vergüenza! ¡Cambian a su socio estratégico de la OTAN por un sacerdote", agregó. Erdogan dijo que se conformaría a la ley en lo que los tribunales resuelvan sobre Brunson. "No hemos hecho hasta ahora concesiones en materia de Justicia y no las vamos a hacer nunca", subrayó.

En el terreno militar, Estados Unidos dispone de una importante base en Incirlik, en el sur del país. 

En la actualidad se utiliza como centro de operaciones contra el grupo jihadista Estado Islámico (EI) en Siria.

En una advertencia más amplia, el líder turco dijo que la caída de la lira de los últimos meses era comparable a los "misiles" de una guerra económica que se estaría librando contra el país. Incluyó entre los presuntos enemigos de esta guerra a los golpistas que intentaron derrocarlo en 2016, y que "iniciaron conspiraciones en internet sobre la moneda que no tienen nada que ver con las realidades del país, con su producción y su economía real".


0 comentarios:

Publicar un comentario

Salud