clima

-

lunes, 3 de diciembre de 2018

Avanzan las reuniones para la implementación del boleto universitario gratuito


El intendente Germán Alfaro recibió el pasado viernes a representantes de distintos centros de estudiantes de la Universidad Nacional de Tucumán (UNT), con el objetivo de coordinar acciones de cara a la implementación del Boleto Universitario Gratuito (BUG), prevista para el ciclo lectivo 2019.

De la reunión, que se realizó en la sede municipal de 9 de Julio y Lavalle, participaron representantes estudiantiles de las facultades de Filosofía y Letras; Agronomía y Zootecnia; Bioquímica, Química y Farmacia; Ciencias Naturales; Psicología y Educación Física.  El intendente Alfaro estuvo acompañado por el secretario de Gobierno municipal, Walter Berarducci.

Durante la audiencia, el jefe municipal se interiorizó sobre las particularidades de cada facultad y dio a conocer a los estudiantes los pormenores de la próxima implementación del BUG. “Estamos trabajando ya en la implementación del BUG. Es un trabajo complejo por las distintas características de las facultades y por su cursado. Por eso, decidimos reunirnos con los dirigente de distintos centros de estudiantes, para hacerles conocer cómo será la implementación y también recibir algún tipo de sugerencia o duda, para que esté todo claro y lograr que sea una implementación tranquila, rápida, lo más justa posible y equitativa”, explicó Alfaro al finalizar la reunión.

El intendente de la Capital dijo que la implementación del BUG será “un alivio económico para los estudiantes, ya que muchos tienen inconvenientes para acudir a los distintos establecimientos para estudiar”. Además, sostuvo que la medida “les va a permitir a los centros de estudiantes poder discutir el uso de algunas partidas presupuestarias que con mucho esfuerzo y sacrificio hoy están cediendo, como los subsidios que están facilitando a los alumnos”.

Alfaro resaltó que el BUG “beneficiará a los alumnos de la UNT, de la Universidad Tecnológica Nacional (UTN) y de institutos terciarios de gestión pública” que tengan su domicilio y estudien en la Capital. Además, aclaró que también se otorgará el BUG “a los alumnos que cursan en el interior pero que tienen su domicilio en San Miguel de Tucumán, como el caso de los estudiantes de kinesiología, que deben trasladarse a Monteros”.  

Por último, detalló que “el periodo de implementación del BUG es de abril hasta diciembre, período en el cual los estudiantes tienen el cursado”.

A su turno, Alejo Azar, miembro del Centro de Estudiantes de la facultad de Ciencias Naturales e Instituto Miguel Lillo, dijo que “fue una reunión muy interesante, en la que se aclararon muchas dudas para ver cómo se puede mejorar la implementación del BUG el año que viene”.

El vocero de los alumnos universitarios aseguró que “el impacto será muy positivo, porque ayudará a muchas personas que frente las circunstancias económicas actuales dudan si podrán comenzar a estudiar o continuar cursando”. En ese sentido, Azar sostuvo que el BUG “no es algo que vaya a solucionar completamente las dificultades de estos alumnos, pero sí dará un gran empujón para que puedan empezar o continuar sus estudios”.


0 comentarios:

Publicar un comentario

Salud