clima

-

miércoles, 12 de diciembre de 2018

Donald Trump y los líderes demócratas mantuvieron una inédita y acalorada discusión


El presidente estadounidense Donald Trump amenazó este martes con paralizar la Administración por falta de fondos si el presupuesto que debe aprobar este mes el Congreso no incluye una cantidad que considere suficiente para construir el muro en la frontera con México.

Trump se pronunció así durante una acalorada discusión en el Despacho Oval con los líderes demócratas en la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, y el Senado, Chuck Schumer.

"Si no consigo lo que quiero, cerraré el Gobierno. Estoy orgulloso de cerrar el Gobierno debido a la seguridad fronteriza", afirmó Trump. "El honor esta vez será mío. Seré yo el que lo cierre. No voy a culparlos a ustedes (…) Yo tendré el honor de cerrarlo, y lo cerraré por la seguridad fronteriza", le espetó el mandatario a Schumer en un encuentro que se estimaba que sería más medido y con tensiones que debían camuflarse ante los fotógrafos presentes. Sin embargo, las discusiones comenzaron en el momento que generalmente se le dedica a la foto oficial y quedó en evidencia el malestar entre ellos frente a la prensa que consiguió grabar una gran parte de la secuencia.

El Congreso debe aprobar nuevos fondos para la Administración federal antes del 21 de diciembre, y Trump ha exigido que en ese presupuesto se incluyan 5.000 millones de dólares para construir el muro en la frontera con México.

Schumer y Pelosi acudieron a la reunión con Trump con una oferta de aprobar 1.300 millones de dólares para seguridad fronteriza, pero expresaron su rechazo al proyecto de muro. "Es gastar mucho dinero y no resuelve el problema", opinó Schumer.

Trump insistió en que construir el muro es necesario porque hay una "emergencia nacional" causada por los indocumentados y los narcotraficantes que entran en el país.
También dijo, sin citar pruebas, que hay "gente con tremendas dificultades y problemas médicos entrando (al país), y en muchos casos son contagiosos".

No obstante, presumió de que "muchos" de los inmigrantes centroamericanos de las caravanas "están yéndose" de la frontera sur y "volviendo a sus países", y aseguró que el nuevo Gobierno mexicano está "trabajando muy bien" con él.


0 comentarios:

Publicar un comentario

Salud